roceso

Una vez tomada la decisión de organizar o participar en un proyecto colaborativo hay que organizar el trabajo de forma que sea rentable didácticamente. Los aspectos que debemos tener en cuenta para este menester, son los siguientes:

  • Formación del grupo.
  • Medios de comunicación.
  • Definición de nuestros objetivos.
  • Recursos.
  • Actividades.
  • Temporalización de las tareas.
  • Evaluación de los resultados por parte de los miembros del propio grupo.

Es responsabilidad del docente: la coordinación y apoyo a los alumnos, poniendo a su disposición las estrategias y herramientas que les permitan avanzar en el dominio de las técnicas grupales.

Inicialmente será preciso establecer objetivos claros, instrucciones precisas, definir tareas y distribuir responsabilidades. Estas acciones contribuyen a generar una necesaria interdependencia entre los miembros del grupo, y a su vez desarrollar la responsabilidad individual.

La distribución en grupos se puede hacer de muy diversas formas y dependerá totalmente de las circunstancias concretas que optemos por una u otra forma. Se puede recurrir a juegos, sorteos, criterios de distribución buscando grupos homogéneos o heterogéneos para procurar la formación entre ellos, la libre elección de los participantes, etc.

Photo by Lindsay Henwood on Unsplash

results matching ""

    No results matching ""